Vapear adelgazaInvestigadores en Gran Bretaña y Nueva Zelanda han expuesto que vapear podría combatir la obesidad en fumadores en proceso de dejarlo. De hecho, los científicos comentan que han encontrado que es la nicotina de los cigarrillos lo que impulsa a los fumadores a no comer en exceso, y  sostienen que vapear mientras se está dejando de fumar les previene de comer demasiado mientras lo están dejando.

Muchos fumadores y vapeadores son conscientes las contrapartidas que tiene decidir dejar de fumar, y una las más comunes es ganar peso. Este reciente estudio, no solo sugiere que la nicotina podría ayudar a prevenir que las personas que lo están dejando coman en exceso gracias al vapor y a seguir llevándose algo a los labios, sino que también expone que vapear líquidos con sabores a alimentos pueden reproducir algunas de las sensaciones de comer, lo que puede jugar un papel importante ayudando a los fumadores que lo están dejando a comer menos.

Linda Bauld, profesora de Política de la Salud en la Universidad de Stirling comentó: “ganar peso evita que muchos fumadores intenten dejarlo, por lo que necesitamos explorar alternativas que ayuden a estas personas a controlar su peso al tiempo que se deshacen de los riesgos que conlleva el tabaco”.

Los fumadores siempre han dicho que cuando lo están dejando, ya no tienen ese “algo que hacer” en sus pausas o momentos de aburrimiento. Esta es una de las razones por las que fumar se volvió tan popular —simplemente les ofrecía algo divertido que hacer en esos momentos—. Cuando les quitas eso, tienden a reemplazarlo por otra cosa y la elección de muchos es comer. Sin embargo, cuando un fumador lo deja, si utiliza un e-cigarrillo aún conserva la misma sensación de llevarse algo a la boca, todavía consiguen esa experiencia entretenida que ofrece la nicotina y reducen la posibilidad de comer en exceso o a deshora cuando realmente no tienen hambre.

Susan Jebb, profesora de Dietética y Salud Pública en la Universidad de Oxford comentó: “Los e-cigarrillos son una estrategia efectiva para ayudar a que la gente deje de fumar y mejore su salud. Si también ayuda a los fumadores que lo dejan a limitar el aumento de peso, sería un gran añadido, aunque todavía no se ha probado”.

El estudio ha sido publicado en la revista Nicotine & Tobacco Research.